Julia: cómo no estar nunca parada a pesar de tener una hemiplejia - KMINA.
23814
single,single-post,postid-23814,single-format-video,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-2.5,wpb-js-composer js-comp-ver-4.8.1,vc_responsive

Julia: cómo no estar nunca parada a pesar de tener una hemiplejia

Entre todas las historias de los usuarios, podemos comprobar siempre cómo la innovación y los avances en la tecnología y la ciencia pueden ayudar muchísimo a muchas personas que existen a nuestro alrededor. En nuestro caso hemos vivido verdaderas evoluciones y situaciones que jamás hubiéramos imaginado. Todo empieza prestando una muleta y esperando, con paciencia, a ver qué pasa.

Una de estas historias es la de Julia, tiene 68 años y vive en Torrejón (Madrid). Sufrió una embolia cerebral al nacer que le dejó hemipléjica, es decir, con la parte derecha del cuerpo paralizada. Hasta hace 7 años no le operaron del pie y gracias a esa operación pudo volver a caminar, pero con la necesidad de unas muletas. Desde entonces necesita dos muletas para seguir con su rutina.

En este vídeo nos explica cómo se ha sentido llevando las muletas KMINA.

No Comments

Post a Comment